Consejo Mexicano de Asuntos Internacionales

Última actualización:
2024-07-15 15:41

EL TRIATLÓN DE LAS MIPYME

Publication Date: 14-06-2024

Recientemente circuló un video donde la triatleta mexicana, Gabriela Urías (@GABY_URIASS), nos regaló un momento de inspiración y esperanza, cuya lección puede aplicarse a cualquier reto en México. Tomo como ejemplo los retos de las micro, pequeñas, y medianas empresas (MIPyME).

A los Nacionales de la CONADE llegan deportistas de todo México. Con la frente en alto y por mérito propio representan el valor de sus Estados. A pesar de representar el futuro del deporte nacional, la posibilidad de posicionar a México en el mundo e inspirar a nuevas generaciones, el gobierno les deja en abandono, frustrando el futuro de miles de jóvenes que con el apoyo suficiente podrían brillar dentro y fuera del país.

Las MIPyME son piedra angular de la economía mexicana, significan más del 99% de los negocios y 72% del empleo. Representan el esfuerzo, sueño exportador, y deseo de un mejor futuro para su familia. Pero transcurren gobiernos y los apoyos quedan en el olvido, sin visión estratégica, afectando aún más a mujeres y grupos minoritarios que enfrentan desafíos adicionales por motivos de discriminación. Sólo 10% de las MIPyME en Latinoamérica exporta, mientras que en Europa lo hace el 40%.

El triatlón es una prueba de resistencia muy exigente, comprende natación, ciclismo, y carrera a pie. A esto se suman las condiciones climatológicas, como en Campeche, que presenció la escena de Gabriela Urías, a más de 37 grados centígrados. Las MIPyME en México enfrentan una carrera de resistencia donde el principal reto son los múltiples obstáculos como la falta de financiamiento, burocracia, poca información sobre oportunidades en el exterior, y falta de capacitación.

Vimos a los espectadores reconocer el esfuerzo de las competidoras, alentando a continuar a la atleta Vivianne Cramer que se desvanece a pocos metros de la meta, y ovacionando el acto de solidaridad de Gabriela al levantar a su compañera y ayudarla a cruzar la meta. Se escucha al padre de Gabriela, orgulloso y conmovido por el ejemplo de empatía y sensibilidad de su hija. Para las MIPyME, el escaso apoyo de las instituciones es suplido por el apoyo familiar y de seres cercanos, incluyendo amistades y mentores, que alientan incondicionalmente a los emprendedores.

Las atletas dan el ejemplo. Vivianne, sobreesforzándose para continuar ante la adversidad. Gabriela, quien describió así el acto «le di un pequeño impulso para que llegara en el lugar que iba, que era antes de mí … un resultado deportivo no marca a un atleta, realmente estas acciones son las que sí marcan a uno como persona». Apoyar a las MIPyME no significa hacerles el trabajo o eliminar la competencia cerrando el ingreso a competidores extranjeros. Las MIPyME tienen que preparase y esforzarse porque la competencia es exigente, pero también requieren de ese “pequeño impulso” para salir adelante.

¿Cuántos atletas y MIPyME desertarán por falta de apoyo? En México, de cada 100 negocios que nacen al año, 31 fracasan en el primer año, y otros 21 cierran antes de cumplir el segundo año.

Si queremos un México competitivo, inclusivo, sostenible y con oportunidades, debemos invertir en construirlo. Las instituciones deben tomar el ejemplo de Gabriela y poner el futuro de México por delante. Las MIPyME requieren del apoyo decidido y efectivo para dotarles de un entorno favorable que les permita triunfar.

*El autor es miembro de COMEXI y experto en comercio exterior y aduanas.

Participación en El Economista